5 ventajas de las clases por videoconferencia para empresas

Las clases de inglés para empresas se han convertido en un imprescindible dentro del programa de formación de muchas compañías. No obstante, el auge de las nuevas tecnologías e Internet ha propiciado la aparición de métodos alternativos y flexibles en el mundo de la formación de idiomas. Una de estas nuevas modalidades son las clases de inglés online o clases por videoconferencia en directo.

 

La formación de idiomas online implica una serie de beneficios para todo tipo de empresas, que te mostramos a continuación:

 

5 ventajas de las clases por videoconferencia en directo

1.- Efectividad. La principal ventaja es que el aprendizaje no se ve afectado en esta modalidad. Las clases por videoconferencia son impartidas por profesores formados y experimentados en este formato. Además, atienden en tiempo real todas las necesidades de los alumnos consiguiendo una experiencia de aprendizaje totalmente eficiente; ya que, por ejemplo, no hay demora en la resolución de dudas, se mantiene el nivel de atención y motivación…

 

2.- Inversión. Además, este formato de formación supone un ahorro económico. Debido a que se realizan a través de la Red, estas clases permiten agrupar a más de un alumno y no precisan de un espacio físico común para realizarlas, siempre son más económicas que las clases presenciales, pero igual de eficaces para los empleados.

 

3.- Accesibilidad. Hoy en día estas clases ya van acompañadas de software para trabajar con el ordenador a la par que se ve y se escucha al profesor. Los alumnos visualizan en pantalla todo el material pertinente para las clases: presentaciones, archivos audiovisuales, ejercicios… Tienen acceso a todo lo necesario para el correcto y eficiente desarrollo de la clase.

 

Más ventajas que solo obtendrás con las clases remotas en directo para empresas

Las dos siguientes son casi exclusivas de esta modalidad.

 

4.- Flexibilidad y comodidad. Siempre hay tiempo para estas clases. Comenzar una clase de inglés a distancia es tan sencillo como tener a mano el ordenador y una conexión a Internet. Todo se realiza fácilmente por videoconferencia y sin moverse de casa o de la oficina con el horario que más convenga.

 

5.- Personalización. Esta ventaja es también muy destacable gracias al carácter remoto de la videoconferencia. Las clases de idiomas online permiten a las empresas formar grupos reducidos de empleados que tengan un nivel de conocimientos homogéneo y que se encuentren en otras oficinas o localizaciones. Esta ventaja también revierte en el ahorro final –tal y como se comentaba en el punto 2–, pues de otro modo tendrían que recurrir a clases particulares para dichos alumnos.

 

Es una realidad el hecho de que todas las empresas desean que sus empleados tengan un buen nivel inglés; sin embargo, es posible que el ritmo y las exigencias laborales actuales no permitan que el alumno pueda asistir a clases de idiomas para empresas presenciales; por ello, la formación remota en directo se presenta como la solución perfecta para llegar a la totalidad de la plantilla.

 

Como expertos en consultoría de idiomas, creemos que la clave para un aprendizaje óptimo de idiomas es la personalización, no solo en los temas o el nivel del alumno, sino también en la capacidad de adaptación a sus necesidades y tiempos; por ello, consideramos que facilitar el acceso a dicha formación de manera cómoda y flexible es un punto esencial para motivar al alumno y potenciar su progreso.

 

En nuestro caso, además de estos cinco beneficios, las clases por videoconferencia de Kleinson incluyen: la misma metodología de evaluación y seguimiento que ofrecemos en las clases presenciales –con sus correspondientes exámenes para valorar el progreso– y los mismos contenidos adaptados al medio; así como un sistema de registro de asistencia online de los empleados que se activa en el momento que el alumno se une a la videoconferencia.

Deja un comentario